La libertad es amor 11.03.2019

strict warning: Only variables should be passed by reference in /var/www/vhosts/tsegarra.com/httpdocs/modules/captcha/captcha.inc on line 61.

* ‘¿Por qué hay tanto caos en el mundo?’

Porque hay división. La interna y la externa. Y esa división es la que genera, esa casa es ´mía', ese país es 'mío', esa religión es mía', 'tuya', 'nuestra, 'vuestra'. Y lo mismo pasa con la política, con cualquier idea filosófica, una creencia, una idea. De manera que, vivimos enfrentados, defiendo lo que es 'mío', 'nuestro'. Y esa defensa trae la guerra, primero de baja intensidad, con sus disputas legales, mentiras, falsedades, con sus operaciones fraudulentas bancarias, en la bolsa, las acciones. Y cuando todo está desequilibrado, en desorden, anarquía, viene la guerra de las bombas, las invasiones, la violencia, las matanzas en masa.  

 

* Vivirlo, como si no hubiera otra cosa. Sólo vivir completamente. Como cuando caemos escaleras abajo, que sólo vemos que caemos. Sin poder hacer nada al respecto. 

 

* Hay más. Está ver en la violencia, la belleza que también tiene. Los conflictos, los líos, de los políticos, de los religiosos. Ver la nueva generación cómo funcionan, con su vestimenta, sus esnobs, sus maneras, su mala educación, su indiferencia. Cuando se lee a un maestro, y lo comprendes, cuando vuelves a él, sientes que es una pérdida de tiempo. Pues, la vida está fuera de la habitación, de las lecturas, de la seguridad de lo conocido.  

 

* Hacen lo que quieren. Esto quiere decir, que mandan en Europa y el mundo. ¿Nos imaginamos si esto lo hiciera otro país, de un nivel más bajo? Lo que es una burla para los demás.  

 

* Si somos afortunados, veremos que una mentira es una mentira. No hay más. Ni se puede discutir eternamente ni rechazarla. 

 

* Sólo una salvedad. ¿el amor puede ser cuando hay esclavitud, posesión, explotación, malos tratos, crueldad? Sí puede haberlo en el que lo sufre. Aunque eso que no es amor, creemos que sí lo es. Por eso, está la palabra despertar, que es darse cuenta de la realidad. ¿El sexo es amor? Puede que sí o puede que no.   

 

* 'La generosidad es el único egoísmo legítimo'.

Si hay un beneficio tras la generosidad, está se convierte en desorden. 

 

* La ausencia de uno, es cosa de los que la sienten. Nunca sabremos el porqué de esa ausencia.  

 

* La verdad, es esa: El amor es entre tú y yo. ¿Caben más?   

 

* Decir, 'Esto me queda y me quedará siempre de una persona a la que quiero y querré siempre'. ¿Eso cómo lo sabemos, como lo podemos saber? El futuro, salvo la muerte de todos, es inescrutable.  

 

* Pero esa declaración, ya rompe el silencio. Todo lo que genera conflicto, ¿es verdadero, es amor?  

 

* El drama, es cuando uno ve todo lo que sucede como un drama. Lo mismo pasa con la diversión, el placer: uno lo puede sentir o no. 

 

* Sólo sabemos que no sabemos nada. Y de esa nada, es el comienzo del orden. Que llega, del vacío, de la nada. Incontaminado, puro.  

 

* Mentir, como no mentir, a veces no depende nosotros. Está más allá de nosotros. Por eso, el pasado no tiene ningún valor. Pues, aunque veamos que hemos mentido, en realidad no queríamos hacerlo.   

 

* La naturaleza tiene la bendición y la maldición de su creador. Porque, la vida es como una moneda que lleva en cada una de las dos caras, el esplendor de la vida y la depresión, el sinsentido, el absurdo. Es decir, el gozo del vivir. Y el sufrimiento y el dolor por estar vivo.

 

* ‘Un perro no es considerado un buen perro porque es un buen ladrador. Un hombre no es considerado un buen hombre porque es un buen hablador’.

Las palabras son adecuadas a la hora de describir las cosas, los objetos, las herramientas, para llamar a alguien, para saber nuestros nombres, apellidos, el lugar donde vivimos. Pero en el ámbito psicológico, humanístico, espiritual, son un obstáculo, un impedimento. Ya que las palabras, no tienen ningún valor.

Ya que, nada más usarlas, su significado pude ser justo lo contrario de lo que pretendíamos decir. Uno puede decir, que ama a otro, pero en realidad no le ama. O uno puede decir que le gusta cualquier cosa, y cambiar y decir todo lo contrario. Pues, la realidad es así, siempre cambiando, moviéndose sin cesar.  

 

* Por eso, para que el sexo sea en su plenitud, ha de estar en él el amor. Pues el sexo, sin amor ¿puede ser?  

 

* Cuando el 'yo' cesa en su actividad, es cuando el sexo llega con todo su esplendor. Donde no hay dos. Sólo hay uno, el uno indivisible, libre de deseos, de conflictos, del tiempo, del espacio.  

 

* ¿El amor puede ser un ritual, un método, un culto, una práctica, algo que perseguimos por placer? Pues, el sexo que es amor, tampoco puede ser si hacemos de él, algo dependiente, obsesivo, morboso. Porque, al estar atrapados por ese sexo, nos aislamos, rechazamos a las personas. Ya que, las consideramos un obstáculo, que se interpone con nuestro deseo, nuestra ansiedad de conseguir eso que queremos.