La libertad es amor. 10.01.2019

strict warning: Only variables should be passed by reference in /var/www/vhosts/tsegarra.com/httpdocs/modules/captcha/captcha.inc on line 61.

* ‘Ya es posible la clonación humana. ¿Será posible clonar el alma?’.

¿El alma -que es el contenido del pensamiento-, no está ya clonada? Es decir, sólo existe el pensamiento, que es el que da vida a la conciencia y a la percepción. Pero el pensamiento, es el resultado del condicionamiento, de la programación. Que nosotros, llamamos alma. O sea, nosotros somos el ordenador, y, por tanto, hemos de tener su programación.

 

* Puede que siempre haya un término medio. Subir al burro un rato la mujer. Y después, que baje la mujer, y suba el viejo, el anciano. O sea, turnarse para no cansarse de caminar. Pero, sí hagamos lo que hagamos se puede cuestionar, nos pueden criticar. Porque podrían decir que se está explotando, maltratando, al burro, etc. 

 

* ‘Me siento tan patriota de cualquier país de Latinoamérica y en el momento que fuera necesario, estaría dispuesto a entregar mi vida por la liberación de cualquiera de los países de Latinoamérica, sin pedirle nada a nadie, sin exigir nada, sin explotar a nadie'. El Che.

Pues, más o menos, así se hizo. Aunque falta saber, cuando le llegó su hora, cuando le mataron sus enemigos, lo qué pensaría, maldeciría su mala suerte, ¿cuál sería su estado de ánimo?

Todo guerrillero, militar, si entran en combate, es preciso que sean asesinos. 

 

* Cada época, tiene sus asesinos, que en el momento de serlo son vistos como legales, precisos. Pues, de una manera o de otra, liberan de un opresor, un tirano, un dictador. Pero, cuando alguien que no ha pasado en sus propias carnes, por todo el sufrimiento y el dolor, las humillaciones, la explotación, que los tiranos, ladrones, etc., les infringían a las personas en ese momento histórico. Entonces, ese juicio tiene escaso valor.

La pregunta: ¿Esos qué critican, que les acusan de asesinos -aunque lo sean-, están fuera de contexto, desvirtuando, corrompiendo la verdad que se vivió en esos precisos momentos? No han visto como después de una guerra, en la que los dos bandos, han asesinado, cuando un bando vence, solamente acusa de asesino al vencido. Pero, el vencedor no nombrará a los suyos asesinos.

Lo que quiere decir, que la guerra aún no ha acabado. Pues, el odio, la corrupción, la falsedad, la mentira, está aún dentro de los vencedores y los vencidos. Lo que hay es la paz de las armas, la debilidad de los vencidos. Dispuestos, cuando se fortalezcan, a seguir la lucha para conseguir lo que quieren.   

 

* Las dos Guerras Mundiales, las ganaron una coalición de países. No la ganó un solo país. En la última, los más importantes fueron, Rusia por el este hasta Berlín, Estados Unidos, Francia, el Reino Unido, por el oeste. Además, participaron Canadá, Australia, hindúes incrustados en el ejército inglés, etc.  

 

* El problema de los conflictos, de las guerras, es que no sabemos cuándo empiezan. Pues, cada país culpa a otro de atacarle. Pero ese ataque, viene provocado por otro ataque. Y así, hasta llegar hacia atrás, cuando éramos animales, etc., y no encontraríamos el primer responsable.

Por tanto, el mal, lo negativo, no sabemos cómo empezó. Pero, sí que sabemos dónde está el final: descartando lo negativo, la maldad. Si actuáramos con un buen corazón, para ayudarnos, renunciando a la codicia, a la vanidad, al ego, al 'yo', ¿no sería mejor, pues la guerra no podría ser?  

 

* Cuidado, después de la bestialidad de haber vivido dos guerras mundiales, en tan poco tiempo, toda Europa y los que habían participado -o vivido- en las dos guerras, estaban destrozados anímicamente, depresivos, amargados. Y entonces, Jean Paul Sartre, Albert Camus, y otros, decidieron ir más allá de todo lo que habían visto y vivido.

Fue entonces, cuando se llamaron los existencialistas. Que es, no darle importancia a nada. Porque el absurdo, se veía por todas partes, acompañado por el dolor, por la náusea de la existencia, de vivir.  

 

* Lo que tú quieres, no lo encontrarás. Todos podemos ser asesinos, según los retos que nos lleguen. Recuerda que, las personas somos: Quiero, pero no puedo. Queremos la paz, sin ser justos, ni igualitarios, sin ser codiciosos, egoístas. Y de ahí vienen los asesinatos, los asesinos.

Ahora, en estos momentos, está pasando en el Medio Oriente: todas las miserias humanas en su máximo esplendor: pobreza, guerra, explotación, trato a las mujeres como si fueran animales. Unos tienen palacios de oro, y otros viven en barracones, otros se mueren en la obra, porque hace cuarenta grados de temperatura. 

 

* ‘¿Te atreves / te importa contestar?

¿Cuántos de nosotros comemos carne por elección y aún hablamos de Buda, Krishnamurti o compasión?

¿Crees que está bien?’

Todo está bien. Cada uno que haga lo que tenga que hacer. Decidir no comer carne, es algo muy importante y difícil. Sobre todo, para los que hemos nacido en familias omnívoras. Pues, todo se pone en contra para poder dejar la carne: comer aparte, las amenazas de los que nos aconsejan, lo malo que es no comer carne, etc. Pero lo definitivo para dejar de comer carne, es la compasión, el amor por los animales. Pues, ahí hay una fuerza, energía, que se abre paso ante cada obstáculo, de manera que no es visto como tal.