Cuando el observador es lo observado, todo va bien. 29-08-2018

strict warning: Only variables should be passed by reference in /var/www/vhosts/tsegarra.com/httpdocs/modules/captcha/captcha.inc on line 61.

5863. No lo compliquemos. Si tú tienes en el fuego de la cocina un utensilio. Y lo vas a coger, si está demasiado caliente, la mano cuando lo toca, en el mismo instante de tocarlo reacciona para que no le queme. 

Es decir, nada de lo que digamos lo va a poder explicar. Porque es una reacción vital de la vida, que nadie puede controlar. Por eso, es que la necesidad es el combustible del orden.  

 

5864. Primero que nada, hay que ver si es posible o no salir de esa corriente. Y claro, lo que uno diga tiene escaso valor para los otros.

Pues, mi miedo, el egoísmo de la mente, la hace capaz de inventar otra realidad que le satisface más, y la aquieta temporalmente.

 

5865. ¿No es el mismo delito de odio, el que pone lazos, una bandera, para defenderse o atacar, como el que la quita, que también es para defenderse o atacar?

¿Saben por qué? Porque, los dos con esos actos persiguen un beneficio. Aunque unos sean defensivos, y otros ofensivos, para apropiarse de algo que no es suyo.

Pues los que atacan, están a favor de los invasores. Que sólo pueden vencer con la fuerza, la brutalidad, la crueldad, la violencia, la guerra.

Pues, los invasores ya sabemos lo que son, sean los comunistas, como los fascistas. Así que, los dos son la misma cosa, aunque se contrapongan. 

 

5866. Ahora falta saber, si se puede hacer realidad. Porque, las palabras, lo que se dice, no son los hechos, no es la realidad, lo verdadero. 

 

5867. El conocer cómo funcionamos. No quiere decir, que va a ver un cambio. Pues, la mayoría sabemos cómo funcionan los deseos; y sus consecuencias. Pero, así llevamos un millón de años: divididos, enfrentados, matándonos. 

 

5868. ¿Qué es la transformación -el cambio-? ¿Hay algo, alguna característica, para decir que hemos cambiado? Creo que a lo que le llamamos cambio, en realidad quiere decir que vemos lo que está sucediendo realmente.

¿Por qué si somos sinceros, en qué cambiamos? Porque, lo que somos no lo podemos cambiar. Ya que hemos de comer, tener una casa, vivir con cierto confort, relacionarnos.

Y de una manera o de otra, es a costa de los demás, entre ellos los menos afortunados, de los que nos aprovechamos.

¿Se puede cambiar esa realidad que es nuestra vida? Por lo que, no hay cambio en absoluto. Hay más astucia, para poder vivir como lo hacemos.

Eso se ve más claramente, en Europa, en EEUU., vivimos como ricos, a costa de los menos afortunados, de todo el mundo: África, Sud América, Asia.

Pues, el cambio con respecto a la animalidad de lo que somos, implica renunciar, ceder, morir. Es decir, ir más allá del ego, del ‘yo’.   

 

5869. He sabido de ti, al leer tu escrito, 'En libertad con cargos el agresor de la mujer que retiraba lazos amarillos en Barcelona'.

Gracias.

Con esos mimbres -elementos- de la confusión, el desorden, de la parte que se beneficia del poder real, queréis hacer un relato, un victimismo. Que, si fuera al revés, tendría otro tono justificativo, silencioso.

Es que los periodistas tenéis que comer, vestiros, ir de viajes, tener coche, y todo eso cuesta mucho dinero. Y por eso, sois la voz de vuestro amo, el director del diario, el establishment, inmoral, corrupto, ladrón. 

 

5870. La realidad, es como es. Y es con eso, con lo que tenemos que vivir. Viendo la posibilidad de ir más allá de esta realidad. 

 

5871. Pero como él no lo sabía, la vida lo mató. Así de sencillo. Cuando uno tiene que morir muere. 

 

5872. Uno solamente ha de ser capaz, de enfrentarse a esta realidad que nos da miedo, inseguridad, confusión.

Pues, nadie nos puede ayudar. Ya que están en la misma situación nuestra: inseguros, confusos, con miedo al futuro, y también del pasado.   

 

5873. Los pobres son pobres, porque los ricos siguen queriendo ser ricos. Y para ello, no les importa ser insensibles, indiferentes, brutales, crueles, con los menos afortunados, a los que abusan y explotan. Los tratan como si fueran animales.

 

5874. Hay que ser muy sensible para ver que, aunque digamos que tenemos intuición, no podemos adivinar lo que ha de venir, ni lo que no ha de venir. La vida es un misterio, inescrutable.