Cuando el observador es lo observado, todo va bien. 25-02-2018

strict warning: Only variables should be passed by reference in /var/www/vhosts/tsegarra.com/httpdocs/modules/captcha/captcha.inc on line 61.

1594. ¿No les parece demasiado infantil, propio para personas que se agarran a cualquier cosa para sentirse seguros? Al menos podrían decir que, todo lo que se diga sobre que, Eva y Adán fueron los primeros habitantes de la tierra. Tanto se puede negar como afirmar infinitamente.  

 

1595. 3.1 ‘El poder de Dios está contigo en todo momento; a través de las actividades de la mente, los sentidos, la respiración y las emociones; y está constantemente haciendo todo el trabajo, usándote como un mero instrumento’.

Si somos un instrumento de dios todopoderoso, ¿cómo es que nos ha hecho tan torpes, desgraciados, capaces de matarnos de maneras terribles unos a otros, haciendo la guerra?

Por otra parte, ese mismo dios todopoderoso, también nos ha condenado, obligado a matar animales para sobrevivir, a matar vegetales, insectos, toda clase de vida que nos ponga en peligro nuestra supervivencia.  ¿Por qué, dios todopoderoso, perfecto, lleno de sabiduría, ha construido este mundo donde el dolor está presente en toda actividad?

De manera que, la vida es destrucción, amor y construcción. ¿Por qué, dios nos obliga a destruir, para comer, sobrevivir? ¿Por qué, dios no construye una manera de vivir, en la que nadie se tenga que comer a otro para sobrevivir?

Es decir, ¿puede dios todopoderoso, crear una manera de vivir, sin tener que comer, alimentarnos, sin tener que luchar, pelear, para estar vivos por toda la eternidad? 

 

1596. La paz no la podemos conseguir yendo a una tienda, para comprarla. Aunque le pidamos al jefe de ventas, que haga lo necesario para conseguirnos un kilo de paz.

Pues la paz, sólo se encuentra internamente, es una cosa de cada cual. La paz, tampoco se puede explicar para que le llegue a uno. Ni tampoco enseñar, ni hacer ejercicios espirituales, de meditación o físicos. La paz, llega cuando en nosotros hay orden, al haber descartado el desorden. 

 

1597. Creo que no te has dado cuenta, que, en este conflicto, uno tiene cuarenta y seis millones de habitantes, por unos nueve el otro. Uno, el más grande, tiene ejército, policías, etc., todo un entramado jurídico represivo, para salvaguardar sus intereses, el estatus quo. Por lo que, casi todos los diarios y televisiones, van a favor de ese poderoso nacionalismo.

Por tanto, ese conflicto, desde la misma raíz, es inmoral, injusto. Es como una pelea entre un hombre y un joven de dieciséis años. La prueba para ti, Albert, sería si se cambiaran los papeles. Entonces, tal vez, verías necesario lo que hacen esos que tanto odias.

¿Encuentras extremadamente cursis y empalagosos, cuando tus enemigos dicen, amor, la fuerza de los hechos, la libertad es amor? ¿Por qué? ¿Es que tú, tal vez, estás tan amargado, que no puedes experimentarlo? ¿Y, te amargas más aun, cuando alguien te habla de ello?

¿Has descubierto, la verdadera importancia del amor, de la compasión? No sólo por tus amigos, parientes, la pareja, sino a la naturaleza, a las personas que viven en la otra parte del mundo. Amor por los animales, que sacrificamos para comer; amor por las personas que nos sirven, para proporcionarnos lo que necesitamos. Amor por ti mismo.

Y entonces, sabrás lo que es la libertad. Como no podrás tolerar que ningún tirano dictador, te trate como si fueras su esclavo. O, un subdesarrollado que le han lavado el cerebro y condicionado para que sea un siervo de su señor.

Y esos, son los fachas, los carcas, tanto el tirano dictador, como el que le han lavado el cerebro, que lo defiende, lo adora, porque dice que es su amo y señor. 

 

1598. Entonces, ya lo tienes claro, ya sabes lo que tienes que hacer: la guerra. Pero, creo que antes, deberías de saber por qué haces la guerra. No lo que nos dicen los que mandan, que son los que tienen el ejército. Y, ¿sabes lo que es la guerra? Matanzas, carnicería, brutalidad, bestialidad, violar a las mujeres de los vencidos, etc.

Y por supuesto, eso te puede tocar a ti también, si no a ti directamente, a tus hijos, esposa, padres, amigos, nietos, sobrinos. ¿Tanto valor le das a lo que puedes perder -que no es más que una idea, teoría-, que te hace hacer la guerra? 

 

1599. ¿No estás a favor de la verdad, y no solamente a favor de tú verdad? 

 

1600. ‘Feliz y bendecido domingo’. 

Que así sea. Aunque esa expresión, deseando dicha a los demás, para todos, la desvirtúa. Porque, hay unos, que viven en el desconsuelo, atrapados por la desdicha.

Es decir, cuando uno es completamente dichoso, sin darnos cuenta, estamos haciendo daño a los que no lo son.

Cuando nosotros comemos, nos regalamos en ello, con abundante comida, hasta el extremo de echarla a la basura. Estamos haciendo daño, a los que no tienen nada que comer, que van a morir ahora o dentro de unos días.

Por eso, hay que ser austeros en las exhibiciones de la felicidad -sean las que sean-.