Cuando el observador es lo observado, todo va bien. 10-10-2018

strict warning: Only variables should be passed by reference in /var/www/vhosts/tsegarra.com/httpdocs/modules/captcha/captcha.inc on line 61.

6276. No es sólo es un espectáculo, es la realidad nos guste o no. Todos queremos vivir. Pero, para vivir unos deben morir otros. En la naturaleza lo vemos, más o menos, claro.

Pero, cuando nos toca a nosotros, no vemos que tenemos el mismo comportamiento animal. ¿Qué es una oposición a un buen puesto de trabajo, a una cátedra, a un juzgado? ¿Qué es un partido de fútbol? Qué es la diplomacia de la ONU, y los funcionarios, si no un lugar lleno de guerreros. Que deciden, donde habrá una próxima guerra. Para que, el stablishment, corrupto, inmoral, pueda seguir mandando.

Cuántas víctimas, mujeres, niños, ancianos, militares, ¿mueren porque los matamos nosotros? Porque no queremos dejar de vivir, como vivimos.

Aunque tengamos que matar, miles y miles de personas.

 

6277. Sí, la cuestión es ver la realidad tal cual, sin convertirnos en personas neuróticas. Es cierto que, si no hay división, no hay problemas.

Porque, la división es el ‘yo’, desordenado, confuso, que necesita el devenir, el pasado. Porque huye del presente, del ahora. 

 

6278. ¿La palabra dios, no es imposible para designar a lo desconocido? Por tanto, no se puede hablar, juzgar, opinar, describir a lo desconocido.   

 

6279. Eso es bastante evidente. Pues si todo está unido, visible e invisiblemente, las plantas también cada parte de ellas, están unidas a todo lo que es la planta. Y lo mismo pasa con un árbol, un bosque. 

 

6280. Lo que está claro, es que, en principio, a los contrarios les han hecho un regalo -como si fuera un autogol-. La pregunta es: ¿Se puede volver a la mayoría? Y si no se puede, que informan por qué. Y, si quieren, que se abran en canal y que enseñan las miserias humanas. 

 

6281. La causa central del conflicto.

¿Podemos vivir sin conflicto? Poder se puede. Pero, aunque creemos que vivimos sin conflicto, éste siempre está dentro de nosotros. Puede desaparecer unos momentos, un tiempo, pero el conflicto vuelve.

Vuelve con los celos, la vanidad. Cuando rechazamos lo que no nos proporciona placer; cuando rechazamos a los que creemos que son nuestros enemigos; cuando queremos que gane nuestro equipo favorito, y pierda el contrincante, que también quiere vencer, triunfar, ganar.

Por tanto, el conflicto, que es el 'yo', siempre está presente o desapareciendo un tiempo, para volver a aparecer, etc. Y es con eso, con lo que tenemos que vivir.   

 

6282. El populismo se combate, haciendo que las personas sean más inteligentes. Para que puedan comprender que, la causa de todos los problemas, está en la división interna.

Que, por la fuerza de los hechos, ha de exteriorizarse en cada acto de nuestras vidas. 

 

6283. El intelecto sin vigilancia.

Para que venga lo nuevo, hay que morir a lo viejo. Lo nuevo, no sabemos lo que es. De ahí que, nos da miedo no saber qué va a suceder. Pero, es imposible saber lo que nos va a suceder en el futuro. Porque, el futuro no tiene base alguna para afirmar lo que va a ser.

Aunque, sin esa nada, que es no saber nada de nada, la belleza, la armonía, el amor no podrá llegar. Así que, cuando uno muere a todo, ahí está el orden, la compasión. 

 

6284. El deseo tiene que ser entendido.

El deseo es la vida misma. Pretender eliminar el deseo, es confundir lo que es la vida. La vida no es lo que nosotros creemos que controlamos, como si fuera un juguete. La vida, está programada, condicionada, desde su inicio. La ilusión cree que podemos alterar, cambiar ese condicionamiento, programación.

Lo único que podemos hacer, es vivir en armonía con esa programación, sin conflicto -que es división-, y entonces ese deseo perturbador se aquieta, no molesta.  

 

6285. A veces es bueno, que nos pongan el espejo en la cara. Para ver en realidad quiénes somos, cómo somos, cómo actuamos. Porque, nadie se ve su joroba. Somos demasiado astutos, pobres, mezquinos.

Pero, debemos responder rápidamente, cuando nos vemos realmente como somos. Porque, si de verdad nos vemos como somos, esta visión tiene que implicar al mismo tiempo la acción, la respuesta.

 

6286. Se van aclarando las cosas, las mentiras, las falsedades. Como siempre, han de ser los europeos quienes enseñen cómo se vive en democracia: 'Cerrar políticos en prisión es un acto de violencia'.