Cuando el observador es lo observado, todo va bien. 09-02-2018

strict warning: Only variables should be passed by reference in /var/www/vhosts/tsegarra.com/httpdocs/modules/captcha/captcha.inc on line 61.

1419. Sanidad, significa tener el cuerpo y la mente sanos. Si es posible, claro. Por lo tanto, los sanitarios, los que se dedican a la sanidad, los médicos, tienen que descubrir cuál es la manera de vivir para estar sanos.

Aún no se sabe, si es el cuerpo el que altera la mente. O es la mente, la que desequilibra el cuerpo y le hace perder la salud física. Pero, lo que sí que sabemos, es que, si hay desorden en nuestras vidas, nuestra salud se resiente.

El desorden puede empezar por una mala relación entre dos: yo quiero ser libre de ti, quiero ser independiente de tu brutalidad, de tus maltratos, de tus humillaciones, violaciones y agresiones, de tus golpes. También quiero ser libre, de que siempre me quites el dinero. También quiero ser libre, de que tú no quieras darme la libertad.

Por lo tanto, este desorden, que genera confusión, tanto al que quiere la libertad, como al que la prohíbe, debe ser descartado para que venga el orden. Y, si no es descartado, es cuando puede aparecer el desequilibrio, el desorden, las enfermedades, la morbosidad, tanto físicas, como psicológicas.

Creo que tú, al ponerte de parte de una de las dos partes en conflicto -la más poderosa, la más brutal, ladrona, fanática- estás haciendo todo lo contrario para que tengas salud. Y, estás dando un mal ejemplo, a los demás, porque no te cuidas como es debido.

Después, como médico que eres, como cardiólogo, hagas charlas, conferencias, vayas por todo el mundo, como un hombre sabio, que dice lo que hay que hacer, cómo se debe vivir. Pero, todo esto no tiene ningún valor ni sentido. Porque, tú vives en desorden, en confusión, al decir algo y realizar otra cosa diferente.

Dicho esto, hace falta preguntarse: ¿Podemos vivir sin contradicciones, sin mentiras, sin falsedades, sin estar divididos de los demás, diciendo que hemos de ser buenos, amarnos, y vivir derrochando, viviendo en la más absoluta inmoralidad? 

---Leí, hace un año más o menos, la entrevista de tu hijo en el diario… Y fue un gozo, leerla. Es auténtico. Una buena persona, un buen hombre---.

 

1420. ‘Los albergues no dan abasto para atender a los ‘sinhogar’ y a los refugiados llegados en las últimas semanas, que han pedido alojamiento al Ayuntamiento’.

¿Cómo puede ser que esa gran ciudad, donde hay tanta riqueza, tanto multimillonario, etc., no haya bastante para todos? Podrían llamar a esos ricos, multimillonarios, e informarles de lo que está sucediendo. Para así, ver la posibilidad de que hagan un donativo.

Empezando por el rey y la reina, ya que a ellos les sobra de todo. También podrían ceder un ala de algún palacio para darles refugio en estos días tan fríos, tan crueles, para los que viven en la calle, los que no tienen hogar.

 

1421. Pero, si en este caso este señor quiere ser juez y parte. Pues, lo que él quiere, es no perder a su clientela, a sus fans, seguidores, compradores de los CD que graba, de los que ha grabado, de los posibles asistentes a sus conciertos, espectáculos. Y eso quiere decir, mucho dinero, mucha vanidad para alimentar a su ego, su 'yo', insaciable.

Por lo que, todo lo que él diga está contaminado por su interés mercantil, egoísta.

 

1422. Todo lo ven negativo, y eso no es bueno para nadie. Pues, cuando más se hable de un colectivo necesitado, tanto mayor será la ayuda que recibe. 

 

1423. ¿Ustedes aman la libertad -que tanto necesitan-? Pues, habrá que descubrirla. ¿No es respeto, afecto, amor por todas las personas?

Si uno ama a una persona, ¿cómo puede prohibirle que haga lo que necesita? A ustedes, ¿les gusta que se les reprima lo que hacen, que le dan tanto valor e invierten tanta energía? Más cuando se trata de defender a sus compañeros, cuando están en apuros, encerrados en la cárcel. Por motivos, políticos. 

 

1424. Que se lo pregunte ella misma, cuando se trate de sacrificar un amado paisano. ¿Está tan liberada, para sacrificar a ese paisano, o a su esposo, hijo, etc.?  

 

1425. ‘El gobierno español ha empeñado en prohibir todo y obliga a algunos jueces a hacer el ridículo’.  Joaquín Urías. Profesor de derecho constitucional y ex letrado del Tribunal Constitucional español.    

Cuando uno tiene una idea fija, que se obsesiona con ella, hasta el extremo de ser brutal cruel, capaz de manipular la realidad que no le gusta e inventar otra que sí, es cuando empieza a estar perdido. Eso es lo que le pasa al gobierno español, que tiene la idea fija de lo que tiene que ser el país. Quiere que sea, unido e indivisible sin comprender que, en toda unión a la fuerza, ha de haber corrupción, inmoralidad.

¿No es obligar a alguien, que no quiere permanecer en una situación, inmoral porque le aplasta la libertad de ir, venir, o estar donde uno quiera?

 

1426. Eso depende de cada cual lo vea. Hay quienes para ver la belleza necesitan ver la grandiosidad. Y otros la ven en la simplicidad. 

 

1427. Cuando el odio dirige nuestras acciones, nuestras vidas, entonces parecemos esos monstruos que tantas veces nos horrorizaba parecernos.

Y entonces todo vale para humillar, vengarse, hacer daño a los que odiamos. Es como un sunami de odio que todo lo arrasa.